Si tienes la oportunidad de adquirir un negocio establecido, o quizá una franquicia. ¡Felicidades! Es un momento muy emocionante, pero hay muchas cosas que cuidar.

Todo debe empezar con una revisión profunda que se denomina: “Due Diligence”. El equipo de auditoría valida la información de valor de negocio, las operaciones que lleva a cabo, los clientes y la calidad de los mismos, así como los productos que tiene en inventario y que se incluirían en la venta. Nos aseguramos de que las cosas existan, su estado de utilidad y conservación y pedimos que los valuadores nos den las referencias de precio de mercado de los mismos.

Verificar el valor de la clientela incluida, así como de las ventas, costos y gastos reportados en la operación es clave para determinar la viabilidad de la compra. Es común que una de las principales razones para adquirir un negocio ya establecido es el valor del canal y su estructura de costos de operación. Nuestro equipo de procesos de negocio analizará todo su proceso y los auditores lo valorarán porque este es el generador de flujo de dinero de la empresa.

Asimismo hay otros aspectos que se necesitan someter a verificación:

– El endeudamiento y otros compromisos que la empresa tiene para evitar sorpresas.

– Valorar al personal clave: es vital a la hora de adquirir un negocio.

– Integrar una cultura organizacional.

Una vez que concluimos nuestro informe sobre los posibles riesgos y los valores del negocio de acuerdo a tus estados financieros, nuestros expertos en adquisiciones y equipo legal te asesorarán acerca de la mejor mecánica de venta y las mejores condiciones para ti.

Finalmente, brindamos asesoría fiscal y corporativa para determinar la estrategia u opciones adecuadas para cerrar el trato, tomando en cuenta todos los aspectos legales y fiscales relacionados

Lo valioso del equipo humano

¿Y que me dicen acerca de valorar al personal clave? Otro de los principales motivos por los que puede ser buena idea adquirir un negocio es precisamente por que el personal clave continuará con nosotros. ¿Cómo detectarlo y valorarlo?, ¿Cómo integrar una sola cultura de la organización’, ¿Quienes sí están abiertos al cambio y quienes no?, ¿Quiénes pueden ser de confianza y hasta quizá, ser los líderes de la operación?. En suma, si lo que usted quiere es quedarse con la gente más valiosa, nuestro equipo de Capital Humano evaluaría y daría sus recomendaciones.

Ahora si, ya tenemos con que fijar precio

Una vez que hemos dado nuestro informe sobre los posibles riesgos y los valores del negocio de acuerdo a sus estados financieros, nuestros expertos en adquisiciones los asesorarán acerca de la mejor mecánica de venta y las condiciones mejores para el comprador que es nuestro cliente.

¿Qué más hay que cuidar?

También le pediremos a nuestros abogados que los acompañen y asesoren acerca de las mejores condiciones para preparar los contratos y posteriormente podemos seguir el cumplimiento en cada etapa del proceso de pago y recepción de la negociación.

Finalmente, la parte impositiva puede ser un factor determinante en el precio a pagar. No solo por la certeza de las obligaciones normales en la fecha de compra, sino también por la forma en que se estructure la misma. Asesoramos desde nuestra área de impuestos acerca de la mejor forma de cerrar el trato tomando en cuenta estos aspectos también. Saber cómo se va a financiar la compra, ¿será todo capital?, ¿se comprarán las acciones o los activos, ¿debe comprarse desde las personas físicas o desde una empresa Holding? Todas estas interrogantes requieren estudio y experiencia para que se tome la mejor opinión.

Finalmente entendemos que hay mucho en riesgo, y por eso nuestros valores guiarán nuestra asesoría y desempeño.

Agendar asesoría con el experto